jueves, 25 de agosto de 2016

Ante todo, no hagas daño #Henry Marsh

FICHA TÉCNICA

Título original: Do no harm
Autor: Henry Marsh
Traducción: Patricia Antón de Vez
Año de publicación: 2016
Páginas: 352
ISBN: 9788498387209
Saga: No









SINOPSIS


A punto de poner fin a una dilatada carrera plena de éxitos y reconocimiento, Henry Marsh —uno de los neurocirujanos más eminentes de Gran Bretaña— ha querido exponer a los ojos del mundo la esencia de una de las especialidades médicas más difíciles, delicadas y fascinantes que existen.

A los mandos de un microscopio ultrapotente y un catéter de alta precisión, el doctor Marsh se abre camino por los intersticios del cerebro. Con frecuencia, de su pericia y de su pulso dependen que un paciente recupere la visión o acabe en una silla de ruedas. Hay días en los que salva vidas, pero también hay jornadas nefastas en las que un pequeño error o una cadena de infortunios lo hacen sentirse el ser más desdichado sobre la faz de la Tierra.

Mucho más cercano a una confesión personal que a una autobiografía complaciente con el autor, este libro —cuyo título se inspira en el juramento hipocrático— supone un auténtico alarde de valentía y de honestidad intelectual, un relato vibrante y luminoso que logra remover nuestros sentimientos más profundos y ensanchar nuestro umbral de sabiduría y compasión.


OPINIÓN PERSONAL


Esta vez voy a empezar hablando del autor, porque a fin de cuentas esto no es más que una autobiografía de su carrera como neurocirujano. Henry Marsh tiene 65 años, está recién jubilado, y a tenido más de 15.000 pacientes. Es uno de los médicos más reconocidos de su especialización, y se decantó por esta cuando estuvo presente en una operación de aneurisma cerebral siendo interno. Ha operado con éxito a muchas personas, pero también ha tenido muchos fallos. Si hay algo que se ve en este libro es la gran humanidad del autor, y que, desde luego, no tiene pelos en la lengua.

En este libro ha escrito anécdotas de todo tipo (una de las cuales dicen que hizo llorar al propio David Cameron), desde sus muchas operaciones con sus consecuencias, sus viajes a otros países y sus propias enfermedades y las de su familia. El libro está dividido en diversos capítulos que suelen tener el nombre de una enfermedad por título, que son los hilos mediante los que explica sus historias. Estas historias tienen multitud de detalles, gracias a que desde los 13 años ha estado escribiendo un diario, lo que enriquece mucho la narración.

Por si os lo estáis preguntando, sí, hay mucho lenguaje médico, pero suele estar explicado, si es necesario para entender mejor lo que explica. Debajo de cada título también viene la descripción de la enfermedad de la que va a hablar. Si contáis con una base de este lenguaje lo entenderéis mucho mejor, pero no creo que os impida disfrutar del libro.

Hay historias realmente deprimentes, en las que reconoce sus muchos fallos a lo largo de los años. "Una lápida más en ese cementerio que, según dijo en cierta ocasión el especialista francés Leroche, todo cirujano lleva en su interior". Por suerte también habla de algunos de sus éxitos, lo que suaviza un poco la experiencia.

También habla bastante de su familia, desde la muerte su madre (una refugiada alemana) hasta el tumor cerebral que sufrió su hijo. El capítulo de su madre es uno de los más bellos y tristes que he leído en mucho tiempo. Reflexiona sobre la muerte, como se va apagando la vida de una persona poco a poco, hasta que se vuelve irreconocible, sobre la existencia o no del alma... "Y debo confiar en vivir ahora de tal manera que, al igual que mi madre, sea capaz de morir sin tener que arrepentirme de nada." (Estaba releyendo este capítulo para escribir la reseña y, si por mi fuera, os lo pondría entero por aquí, porque de verdad que es algo precioso).

Otro aspecto que me ha gustado ha sido la crítica que le hace al sistema sanitario británico, a la que ataca en diversas ocasiones (que, por lo que habla, se asemeja bastante al nuestro...). La falta de camas está presenta en prácticamente cada capítulo, y parece que es un problema que está demasiado extendido en la sanidad en general. También explica una reunión para demostrar la efectividad de un fármaco y la propuesta de incluirlo en la lista de medicamentos del Sistema de Salud Pública. Reconozco que este capítulo se hace un poco pesado, pero es interesante ver como se escogen los medicamentos que acabaremos tomando nosotros.

Me ha faltado que hablara un poco más del "problema cerebro-mente" (que es un tema que me apasiona), poder entender como se almacena todo lo que somos nosotros en ese trozo de tejido, sangre y proteínas. Marsh dice que muchas veces, cuando penetra en el cráneo de sus pacientes, se pregunta por estas cosas, pero prefiere centrarse en la operación y no pensar en algo tan complejo.

La verdad es que este libro me ha dejado más claros mis planes de futuro. Estoy estudiando Medicina y cada vez tengo más ganas de especializarme en algo relacionado con la mente, porque me encanta todo lo relacionado con ella. Si estáis en el mundo de la sanidad, desde cualquiera de sus ramas, os recomiendo aún más encarecidamente que lo leáis.


En definitiva, una gran autobiografía que hará las delicias de aquellos a los que les guste la Medicina o se dediquen a ella, pero que es totalmente recomendada para todo el mundo.


VALORACIÓN




¿Lo habéis leído o queréis hacerlo?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...